banner_blog_bodybrite_web_FHD-1

¿Cuál es la diferencia entre bajar de peso y reducir medidas?

Las presiones para alcanzar un “cuerpo de verano” y luego mantenerlo después de los excesos de las vacaciones, a veces nos hacen caer en dietas que pueden poner en riesgo nuestra salud y el bienestar de nuestro organismo. Es importante que, siempre que te propongas someterte a un régimen alimenticio, lo hagas acompañada de un especialista que esté vigilando tu desempeño y la respuesta de tu cuerpo.

Por otra parte, hay veces en las que de verdad tienes determinación y realizas ejercicio con regularidad, sudas “la gota gorda” durante semanas pero, nada, la báscula dice que no has bajado más que un par de gramos, sin embargo, te sientes y te ves mejor con tu ropa, ¿qué es lo que pasa?

La intención de tener un cuerpo delineado y una figura atractiva, no siempre es igual a una pérdida de peso significativa. En muchas ocasiones, reducir tallas no es sinónimo de bajar de peso o de volumen y viceversa.

¿Qué diferencia hay entre bajar de peso y reducir medidas?

Bajar de peso se refiere a la pérdida de peso del cuerpo en general, esto es, grasa corporal, músculo, estructura ósea y órganos; mientras que perder tallas quiere decir reducir la grasa y aumentar la masa muscular. La clave está en lo que es necesario para lograr cada uno de estos objetivos.

Se puede perder peso de diferentes formas, ya sea disminuyendo la masa muscular, bebiendo mucho líquido para depurar lo más posible o haciendo ejercicio físico. Lo importante es saber de dónde puede venir dicha pérdida de kilos, ya que puede ser grasa, masa muscular o líquidos. El objetivo a la hora de perder peso debe de ser el eliminar la grasa que se acumula en el cuerpo y que evidentemente sobra del mismo.

¿Qué debo de hacer para perder tallas y medidas de forma adecuada?

Debes tener cuidado de no perder músculo y sí eliminar grasa localizada. Evita las dietas “relámpago”, pues sólo lograrán que elimines agua y masa muscular, además de que ocasionan que tengas poca energía y te sientas débil, por lo que es probable que tengas ansiedad y termines dándote “atracones” de comida, sobre todo rica en grasas saturadas y azúcares.

Cuando eliminas por completo los carbohidratos, tu metabolismo se ralentiza y, en realidad, comienza a guardar grasa como medida emergente para prevenir una escasez, por lo que al momento de dejar la dieta, ocasiona un efecto rebote y un aumento de tallas casi inmediato.

Al eliminar la grasa extra de manera correcta, se observa de inmediato en la ropa y la forma de la cintura, pues se empieza a reducir medidas. Además, tu cuerpo recupera energía y tu metabolismo se activa, fortaleciendo la masa muscular.

Acompaña la dieta con un entrenamiento óptimo, cuyo objetivo sea crear masa muscular para evitar que la piel se “cuelgue” cuando comienzas a reducir tallas. Lo ideal es combinar trabajo cardiovascular para quemar calorías, con trabajo de fuerza que tonifique tus músculos. 

¿Cómo saber si estoy haciendo el régimen correcto?

La gran diferencia entre adelgazar y perder peso se nota en los resultados a largo plazo. Cuando se adelgaza correctamente, el organismo tiene energía, funciona mejor y se crean hábitos saludables que ayudan a mantener los resultados.

Puedes tonificar las zonas que te interese de tu cuerpo y eliminar grasa localizada con algunos tratamientos estéticos, como complemento del ejercicio y la dieta, con el fin de moldear tu cuerpo. En BodyBrite podemos asesorarte y ponemos a tu alcance el que mejor se adapte a tus necesidades. 

Nueva llamada a la acción

Topics: Tratamientos corporales